Loading...
CARBOFOL® 2018-06-04T10:45:30+00:00

CARBOFOL®

Las geomembranas Carbofol® se fabrican con polietileno de alta densidad (HDPE). Pueden tener distintos espesores y una superficie lisa o perfilada.

Las geomembranas Carbofol® son totalmente herméticas incluso para las sustancias más tóxicas. La instalación sistemática de Carbofol® como impermeabilizante en los vertederos o en terrenos de recubrimiento, evita la contaminación del agua subterránea. Las ventajas del Carbofol® son reconocidas incluso por las normas y controles más estrictos de almacenamiento, llenado, manipulación, fabricación, tratamiento y utilización de líquidos contaminados, tales, como la Ley de Conservación del Agua alemana (WHG) o la Ley de Protección del Medio Ambiente británica (EPA) reconocen las ventajas de Carbofol®. El producto también se puede aplicar a sistemas de agua potable o sin contenido tóxico talescomo conductos de agua, canales y estanques. En el caso de pendientes más pronunciadas, se pueden desarrollar sistemas específicos utilizando la geomembrana de superficie rugosa que tiene un mayor coeficiente de fricción y ofrece más seguridad.
Carbofol® se convirtió en 1989 en la primera geomembrana homologada por el Instituto Federal de Investigación y Análisis de Materiales (BAM). Más tarde el BAM homologó la geomembrana Carbofol® HDPE (de superficie lisa y rugosa) de 2,5 y 3,0 mm. de espesor para su aplicación en vertederos. En el caso de los sistemas de protección contra aguas freáticas, el Instituto Alemán de Tecnología de la Construcción (DIBt) homologó geomembranas Carbofol® de 1,5 mm o más de espesor. Además Carbofol® ha sido homologado en otros países, en particular en la mayoría de países europeos. La fabricación a gran escala y el control de calidad externo permiten obtener información completa sobre el proceso de producción, desde la materia prima hasta el producto acabado. Carbofol® es muy duradero y resistente a los productos químicos y a los rayos ultravioleta. La superficie brillante de Carbofol® pone inmediatamente de manifiesto cualquier desperfecto accidental, de manera que las reparaciones se efectúan enseguida. De las reparaciones y soldaduras de juntas se ocupa un avanzado equipo de soldadura que registra todas las informaciones pertinentes mientras se realiza la operación. Las pruebas de presión de aire o al vacío verifican el estado de las soldaduras y garantizan el resultado del producto acabado.
Gracias a la tecnología de soldadura más avanzada y a la experiencia de los expertos en instalación se pueden desarrollar programas de instalación rentables y rápidos. El fácil soldado de Carbofol® facilita la instalación y favorece la rápida aprobación de su construccion.
Las marcas laterales de los rollos indican las distancias de solape necesarias a los equipos de soldadura. Las cubrejuntas longitudinales de protección mantienen limpia la superficie antes de la soldadura. Los detalles estructurales como las fijaciones y penetraciones se efectúan in situ. Es una operación muy sencilla para el instalador.
La gran calidad de Carbofol® y nuestro compromiso con la excelencia han quedado demostrados después de muchos años de aplicarse satisfactoriamente. La industria valora las geomembranas Carbofol® por su fácil fabricación e instalación incluso en situaciones en que las normas que hay que cumplir son de lo más estrictas. Esto lo convierte en el producto ideal para sus proyectos, el más seguro y de mayor calidad.